domingo, 1 de mayo de 2011

Quizás porque hay quienes te tienen delante y no te ven, y quienes te han visto sin mirarte, porque puedo verte cuando no te miro, y no mirarte cuando te veo. Quizás porque el mismo abrazo que adoro me ahoga, porque aunque me ahoga me atrapa. Quizás porque no siempre correr significa llegar más lejos, porque lo más pequeño en ocasiones es lo más grande, porque lo más ligero a veces es lo que más pesa. Porque en ocasiones uno se salta sus propias reglas para después poder cumplirlas, porque a veces aunque se pierda se gana y porque hay victorias que son derrotas…

No hay comentarios:

Publicar un comentario